miércoles, 13 de agosto de 2008

Los que están cerca.

A veces, agoniza mi cuentakilómetros.
Otras, la cansada vida de mi descanso.


13 comentarios:

ALMA dijo...

Si es que a veces el cuentakilómetros pareciera que en lugar de medir la distancia de nuestros pasos, contará nuestros pensamientos y nos exigiera la preceptiva revisión.

Un saludo

Tesa dijo...

Déjalo parar, niña.
Y párate tú también, entre los descansos, a mirar alrededor.
:)
Feliz verano

Anónimo dijo...

tengo que reconocer que me he hecho la picha un lio con el texto...

¿se trata de un cansancio general? en fin, no sé

un abrazo

-Jordi-

Arcángel Mirón dijo...

¿Será momento de relajarse y descansar? El cuentakilómetros no es zonzo.

Raúl dijo...

... a veces parecen estar lejisimos.

Habibi dijo...

a veces, a la vez

Oscar Alonso dijo...

Mu profundo, de verdasd.
Un saludo desde mi puente.

Juanjo dijo...

Y es que el descanso puede llegar a ser agotador.

Besos.

http://aitorarber.spaces.live.com dijo...

Me has hecho cambiar el link en mi página, pero no la dirección. Sigue siendo la misma, calcetines a rayas...

Juan 43 dijo...

Hoy me agoniza a mi la noche en vela que dulcemente he pasado.
Y mira que todo apunta a que no será lá última.

Tercer beso.

¡ Salud !

Jesús dijo...

Yo, no sé por qué extraña razón, siempre quiero lo contrario de mi estado actual, la velocidad cuando reposo, el reposo cuando la velocidad me agarra.

Raúl dijo...

Supongo que te habrás dado cuenta de que cumplí la promesa de agradecerte públicamente tu complicidad en mi blog.
Al César lo que es del César, y a La Espabilá, lo que de La Espabilá.

Raúl dijo...

... uno al menos de los que se sienten cerca de ti a pesar de la distancia, te manda el más amoroso de los besos.
Feliz Año.