viernes, 19 de febrero de 2010

Mercado laboral.

El sujeto R sabe que hay problemas para encontrar trabajo. Está cansado de ir de aquí para alla con el curriculum en la mano, trabajando sólo a ratos y llegando sólo a veces a fin de mes. Es por eso por lo que ha ingresado en el seminario para ser sacerdote. El sueldo es modesto, pero te ofrecen un sitio en el que vivir y tampoco R tiene grandes pretensiones económicas. Sólo quiere una vida tranquila y estable. El trabajo es llevadero; un par de oficios diarios, eventualmente bodas, bautizos, comuniones y funerales, tareas docentes en catequesis y cursillos prematrimoniales, y asistencia al prójimo. R no cree en Dios, pero no considera eso un problema. No es la primera vez que miente en el curriculum. Tampoco es la primera vez que vende las bondades de algo en lo que no cree. El año pasado sin ir más lejos ofrecía puerta por puerta un tratamiento capilar anticaída. El único inconveniente que le encuentra a su nueva orientación laboral es Benita. Ahora tendrá que verla a escondidas.
El sujeto C, por el contrario, va a misa a diario. Eleva sin pudor la voz en los cánticos y se emociona en las partes álgidas de las eucaristía. Enlaza fuertemente sus manos en las plegarias mientras dice con devoción, gracias, gracias, gracias. C tiene formación en teología y probada piedad cristiana en misiones y campañas de ayuda. Al sujeto C le encantaría ser sacerdote, pero no puede. El sujeto C es mujer.
.

25 comentarios:

iliamehoy dijo...

Eso me demuestra la poco fiable utilidad de los "currículum".
Y que ni para dios, somos iguales.
Me encanta la inteción de tus palabras.
Una sonrisa

Nómada dijo...

Me pregunto qué tipo de mujer querría formar parte de una organización misógina... Esto no es como lo de Groucho Marx!

Me gusta la ironía de vender a Dios.

Cesc dijo...

La testosterona, que todo lo desluce.

vittt dijo...

el sujeto v cree en la sujeta e

DanielPérez dijo...

De vez en cuando simplemente se debe prestar atención en lo que sucede... y pues por eso es que algunos dicen Viva Dios! Por fin les dió el pago, sin embargo no creen en él.
Yo me mantego tranquilo, no voy a misa :)
El machismo de la sociedad supuestamente libre aun se nota.. inclusive bajo la falda de Marylin Monroe..
No te preocupes si no entiendes.. alguns cosas son solo chistes internos.. :)
Abrazos.

virgi dijo...

Es que somos una pura contradicción.
Y tu entrada anterior y ésta me siguen confirmando que tengo que seguirte.
Ahora besos

J.M. Ojeda dijo...

¡HOLA ESPABILA!

Puegeso, cosas de lavida...

Saludos de J.M. Ojeda.

Antoñito dijo...

Me immagino que también puede haber un sujeto X al que le encantaría ser monja..pero es que es un hombre....jejeje....Así son los parámetros de la Iglesia, qué se le va a hacer. saludos

Antoñito dijo...

monja Elena, monjAAAA...jeje

Anónimo dijo...

Espero que el sujeto C controle convenientemente la bilis y que en uno de sus canticos, en un estertor de odio totalmente intencionado, manche los impolutos hábitos del sujeto R. Eso sí, pañuelito en mano para limpiarse los restos que queden en sus labios y una buena sonrisa posterior.

Juanjo dijo...

Esto no hay Dios que lo entienda.

Réquiem por Amor dijo...

grande espabilá! como se hace uno sguidor?solo te tengo en fuentes...

un saludo

PD:Cuantos olores tienes?y cual es el mas preciado?

mi nombre es alma dijo...

En otros ámbitos menos espirituales, he sido sujeto C mucho tiempo (quizás siga siéndolo). No hay dios que arregle esto.

Un abrazo

Habibi dijo...

Como siempre, me encantan tus relatos. Y te voy a citar en una entrada que tengo pensada. Besos.

Raúl dijo...

Pues no le queda al ministro Corbacho, no le queda...

Tesa dijo...

Estoy con Nómada.
Para ser "Sierva", no hace falta relacionarse con la iglesia, es cuestión de buscar un marido de los de antes.

CabezaDeMonte dijo...

¿Y para qué querrá ser sacerdote con lo lista y eficiente que es esa mujer? ¿No se da cuenta que últimamente entra gente muy extraña en el gremio? Hay uno que seguro seguro falsificó su curriculum porque alguien en quien confío lo vio vendiendo tratamientos capilares.
Hay que....

jesus (of suburbia) dijo...

Creo que ayer se celebró el día de la igualdad efectiva en el salario. Hay organizaciones a las que no se le exige ni siquiera la igualdad a secas.

Wuigi dijo...

En cuestiones laborales parece que siempre es una de 3:

1. No hay empleo, punto.
2. No hay del empleo que te gusta o eres bueno para ello.
3. No eres candidato para 1 y/o 2.

Oh ironias...

Un saludo, mujer.

-L.

La mirada del mono dorado dijo...

ouchhhh, si tuviera suejador te aseguro que le prendia fuego y lo tiraba por la ventada.

:)

malena dijo...

Curiosidades de la vida, me recuerda a una película, que te titula "pobre o por vocación".

Jesse Custer dijo...

Y es que este mundo será justo. Y ya me estoy viendo a mas de uno echando su curriculum en una iglesia para hacerse cura o monje. Muy bueno, me ha gustado mucho tu relato, acabo de descubrirte y te seguiré mas de cerca.

Un saludo.

Raskolnikov dijo...

¿Para cuándo un relato de Palahniuk sobre un falso cura que adoctrina a los fieles con su propia enseñanza? Llamándose, qué sé yo, El club del amol.

Céfiro dijo...

Ey Elena... esto necesita más movimiento ¿no?

meri dijo...

Brutal.